Fumar durante el embarazo

Futura mami, si eres fumadora lo mejor es decirle adiós al cigarrillo. No valen los nervios, ni la costumbre ni nada, fumar es muy peligroso para el bebé. En este post te hablaremos sobre las consecuencias de fumar durante el embarazo y cómo dejarlo ¡Tu puedes!

Dejar de fumar es difícil si llevas mucho tiempo fumando, según diversos estudios médicos, solo cuatro de cada diez embarazadas consiguen dejar de fumar exclusivamente con su fuerza de voluntad y el 50% de las fumadoras vuelven a fumar a los seis meses de haber dado a luz, y un año después la cifra sube hasta el 80%.

Es un camino complicado, es duro y además, si estás nerviosa por el embarazo pero no sufras, lo importante ya lo has hecho que es querer dejarlo, ahora tienes que creer en ti.


Dejar de fumar, lo mejor para ti y tu bebé

 

Las fumadoras embarazadas encienden una media de 13 cigarrillos al día, en cada cigarrillo estás inhalando más de 4.700 sustancias nocivas pero no te preocupes si estás decidida la recompensa se siente al poco tiempo.

El contenido de monóxido de carbono en el organismo se reduce a las ocho horas y 24 horas después ya remite el riesgo de infarto.

El bebé también siente los efectos positivos de inmediato, ya que recibe la cantidad apropiada de oxígeno y alimento y su desarrollo no se ve obstaculizado por la nicotina u otros agentes químicos.

 

Principales riesgos de fumar embarazada 
 

- Mortalidad perinatal del feto.

- El bebé puede nacer de forma prematura y con bajo peso.

- Aumento de las enfermedades respiratorias durante la infancia.

- En la edad adulta el niño puede presentar un mayor riesgo de patologías crónicas, como la coronaria, la diabetes y el sobrepeso.

 

En el caso de la mami ésta puede sufrir:

 

- Un aumento en el riesgo de embarazo ectópico y de aborto espontáneo.

- Enfermedades cardiovasculares.

- Complicaciones placentarias.

 

Consejos para comenzar una vida sin tabaco

 

Busca apoyo 

 

Tendrás en el médico o en tu centro de ecografias, una persona de confianza que te ayudará a ello. Cuenta a tu pareja, tus amigos y tus compañeros de trabajo que vas a dejarlo.

 

Decide un día para dejarlo

 

Cuanto antes, mejor para el bebé. Intenta estar muy ocupada y te resultará más fácil no pensar en el tabaco ¿Qué tal si vas de compras a por ropa de bebé?

 

Bebe mucho y con regularidad

 

Lo mejor es el agua, el té, alguna infusión o zumos, así no sentirás ganas de comer ni de fumar. 

 

Piensa en positivo

 

Las ganas de fumar se irán aproximadamente en dos semanas, a partir de ahí el cuerpo se va recuperando del consumo de tabaco. Los primeros días, es normal estar más sensible e irritable y tener problemas de concentración. No pasa nada, estos síntomas desaparecerán y estarás muy orgullosa de ti misma. 

 

Practica deporte

 

El aire fresco y el deporte tienen un efecto relajante y mejoran el humor ¡Verás lo bonita que estás con un chándal nuevo!

 

Acupuntura

 

Este método tradicional puede reducir el deseo de fumar o incluso provocar un fuerte rechazo del tabaco. 


Prémiate por cada día que no hayas fumado

 

Imagina lo que puedes ahorrar sin comprar tabaco, te mereces un premio. Si ahorras, podrás comprar algunas cosas más para el bebé o para ti.

 

En nuestro centro de ecografías 5D, sabemos que ser mamá no es fácil y que a lo mejor necesitas un poco de ánimos para dejarlo, estamos aquí para ti y tu bebé. Pide cita en nuestro centro para asesoramiento y disfrutar de la mejor experiencia con la tecnología de ecografías 4D y 5D que ofrecemos en nuestro centro de ecografias 5D en Barcelona.

 



¿Quieres que te llamemos?
Close